Saltar al contenido

Detenida secta caníbal que preparaba sopa con los penes de sus víctimas

Detenida secta caníbal que preparaba sopa con los penes de sus víctimas

La policía de Papuasia-Nueva Guinea detuvo a los miembros de una secta sospechosa de haber asesinado al menos a siete personas para comer sus cerebros y preparar una sopa con sus penes, indica este viernes The National, diario de habla inglesa de este país de Oceanía.

Detenida secta caníbal que preparaba sopa con los penes de sus víctimas
Las 29 personas detenidas pertenecían a una secta compuesta por un millar de miembros creada para combatir a los brujos acusados de malas artes, precisó el diario.

La creencia en la brujería es relativamente común en Papuasia-Nueva Guinea: parte de los habitantes consultan a los “sangumas” (brujos) para conocer la causa de una enfermedad, de una muerte o de dificultades financieras. Un brujo reclama unos 1.000 kinas (387 euros) por dichos servicios, un cerdo y un saco de arroz. Pero algunos también quieren relaciones sexuales con las mujeres de la familia del “paciente”.

“Es contrario a nuestra ética tradicional y a nuestra moral que un brujo se acueste con la esposa o la hija de un hombre” que recurre a sus servicios, explicó al diario uno de los dirigentes de la secta, en la región de Tangi (provincia de Madang, en la costa noreste).

“Era nuestro principal reproche y nos condujo a formar un grupo para atrapar a estos brujos”, añadió. Según The National, los miembros de ese grupo han matado a siete personas desde abril con ayuda de cuchillos que creían dotados de poderes sobrenaturales.

“Comimos crudos sus cerebros y llevamos partes de sus cuerpos, como el hígado, el corazón, el pene y otras a la ‘hausman’ (la vivienda de los hombres en el pueblo, ndlr) para que nuestros jefes creen poderes a partir de ellas”, explicó uno de los mimebros detenidos.

Las detenciones se produjeron la semana pasada en el pueblo de Biamb. Ocho de las 29 personas detenidas son mujeres.