Saltar al contenido

Okinawa, la dieta de la longevidad

Okinawa, la dieta de la longevidad

Hasta hace poco se hablaba de algunos pueblos de Cerdeña como los más longevos del mundo, pero parece que esa categoría les ha sido arrebatada por otros isleños, pero estaba vez de la ínsula nipona de Okinawa, cuyos habitantes disfrutan de un promedio de vida de hasta 110 años. Esta capacidad es lograda gracias a unas sorprendentes condiciones genéticas, pero sobre todo a una dieta saludable y nutritiva. Por ello hablaremos sobre los beneficios de la dieta Okinawa para la longevidad.

 

Okinawa, la dieta de la longevidad

 
Características de la dieta Okinawa
Este régimen alimenticio se caracteriza principalmente por su mínimo consumo de calorías, las cuales llegan a reducirse a apenas 1 unidad por cada gramo de alimento, equiparándose aproximadamente a unas 500 calorías menos que otras dietas o formas de alimentación,  lo que permite que el peso se mantenga estable y retrase las señales del envejecimiento.

 

En cambio, los antioxidantes naturales están presentes en gran parte de las comidas de esta dieta, lo cual permite mantener un organismo libre de agentes nocivos y con mucha vitalidad, destacándose principalmente la presencia de vitaminas (A y C), minerales (zinc, calcio, hierro), y poliflavonoides.
En cuanto a las grasas y el azúcar, dos de los elementos más abundantes en las dietas occidentales, y de los más prejudiciales, en la dieta Okinawa apenas representa un porcentaje muy reducido.
Pero entonces te estarás preguntando en qué se basa este plan alimenticio, siendo la respuesta bastante obvia si recordamos que se trata de una población isleña: comida del mar y vegetales. Entre los primeros se destacan algunos pescados y mariscos que aportan su rico contenido en ácidos grasos esenciales, como el Alfa-linoleico o el omega-3.

 

 

Pilares de la dieta Okinawa
Y así como nosotros tenemos nuestra pirámide nutricional, también la dieta Okinawa posee un ordenamiento para sus alimentos, según la importancia que estos representan para la alimentación, considerando sus propiedades y sabores, así como las cantidades recomendadas.
De esta forma, en la dieta Okinawa se clasifican los alimentos según sus aportes energéticos, diferenciándose 4 grandes grupos:
•    Alimentos peso pluma: constituyen el primer escalón de la pirámide y uno de los que más se consumen. Están integrados por vegetales y cítricos que convenga un valor calórico no mayor a 0,8 por cada gramo.
•    Alimentos ligeros: este grupo conformaría el siguiente escalón nutricional, por lo que sus alimentos deben consumirse en menores cantidades, como en el caso de algunas frutas, hortalizas, arroz o pescado. Su valor calórico oscila entre el 0.8 y el 1,5 calorías por gramo de alimento.
•    Alimento de peso medio: a partir de aquí los alimentos poseen más calorías, por lo que son consumidos en menores cantidades. En este caso se encuentran las legumbres, cereales y carnes magras, con un promedio de 2 calorías por gramo.
•    Alimentos pesados: estos se encuentran en el vértice de la pirámide, y se consumen en pequeñas porciones, pues son los que presentan mayores concentraciones de calorías de toda la dieta (entre 3 y 9 calorías), como las grasas, frutos secos, aceites, carne roja o frituras.

 
Ya puedes ver que esta dieta para la longevidad no se trata de un régimen alimenticio estrafalario ni nada por el estilo. Sin embargo presenta la oportunidad de fomentar la esperanza de vida de las personas, lo cual es evidente luego de haber visto sus altos contenidos en antioxidantes, que permiten tener las células protegidas de los radicales libres y del proceso de envejecimiento.

 


Seguramente, esta dieta para vivir más años debería estar entre las dietas más saludables del mundo. Aplicado en forma de régimen alimenticio, la dieta Okinawa suele extenderse durante unas 8 semanas, pero antes de implementarla busca el asesoramiento de tu medico o nutricionista para que pueda brindarte las mejores orientaciones.