Saltar al contenido

Piden cárcel para una mujer que hacia las compras desnuda

mujer sale a hacer sus compras desnuda

mujer sale a hacer sus compras desnudaY es que tras ser detenida el día de autos, se le realizaron exámenes psiquiátricos que salieron perfectos: “Se trata sencillamente de una persona que cree en la libertad del nudismo. Ésa fue su explicación”, relató el fiscal.

Su nombre es Barbara Lafleur y ya se ha hecho famosa en el mundo entero. ¿Por qué? Por su rara costumbre de hacer la compra… ¡desnuda! En la última ocasión en que tuvo valor para hacerlo, Barbara entró a dos supermercados en Estados Unidos ante la mirada escandalizada de empleados y clientes. Ante los requerimientos de los empleados del súper, reclamó, a gritos, su derecho a no usar ropa. Ahora podría pasar 90 días en la cárcel por escandalizar al personal.

¿Exhibicionismo?, ¿afán de protagonismo?, ¿ola de calor sahariano? Todo está puesto en duda. Barbara Lafleur, una mujer norteamericana con domicilio en el condado de Saratoga, en Nueva York, caminó a eso de las 11 de la mañana hasta el mercado Curtis Lumber -dedicado especialmente al mundo de la jardinería y las chapuzas domésticas- entró, se paseó, le pidió la hora a un par de empleados y se despidió con un amable “que tenga un buen día”, sin comprar nada y dejándolos con la tarasca abierta. Eso no tiene nada de extraordinario si no fuera porque Barbara hizo todo eso desnuda por completo.

No contenta con visitar un hipermercado y ser grabada por un sistema de seguridad, Barbara, de 49 años de edad, se dirigió a otro establecimiento, el Stewart Shop’s, situado a pocos metros del primero, donde entró tranquilamente. Al parecer, allí un cajero le preguntó entre serio y sorprendido: “Disculpe señora, ¿sabe que no tiene ropa?”, “¡Oh, sí! Y me siento muy cómoda de esta manera”, fue la respuesta de Lafleur, sonriente y tranquila. ¿Qué por qué sabemos esos detalles? Pues porque son las respuestas de la interesada a las preguntas del fiscal. Sí, Barbara se enfrenta a una petición del fiscal de 90 días de prisión.

Y es que tras ser detenida el día de autos, se le realizaron exámenes psiquiátricos que salieron perfectos: “Se trata sencillamente de una persona que cree en la libertad del nudismo. Ésa fue su explicación”, relató el fiscal.